Formación IDEAL

¿Cómo preparar las oposiciones de Infantil y Primaria?

Alberto Flores

Preparar una oposición es una misión bastante complicada. Cada vez más personas eligen ese camino y la competencia en cada convocatoria es mayor. Por ello, conocer cómo afrontar la preparación de oposiciones como las de Infantil y Primaria resulta clave para conseguir una plaza.

Lo primero que debemos tener claro antes de comenzar con la preparación de unas oposiciones es si se trata de lo que realmente queremos para nuestro futuro profesional. Se trata de un camino bastante duro que requiere de mucha preparación. Y será mucho más fácil de afrontar si estamos seguros de que esa es nuestra vocación y a lo que queremos dedicarnos el resto de nuestra vida. Algo que resulta clave en el caso de las oposiciones de Infantil y Primaria, que además de mucho esfuerzo, requieren de una gran motivación.

Preparar las oposiciones de magisterio

Una vez tengamos claro que este es nuestro camino, lo siguiente que deberíamos decidir es cómo vamos a afrontar la preparación. En este caso, existen muchas opciones: hacerlo en solitario, con la ayuda de un preparador o recurriendo a una academia especializada en oposiciones. Las tres opciones son igual de válidas, aunque si es la primera vez que te preparas para una oferta de empleo similar, lo ideal es contar con un poco de ayuda externa para dar los primeros pasos.

  • En solitario: muchas personas prefieren prepararse por su cuenta desde el inicio para las oposiciones de Infantil y Primaria. Y lo cierto es que este camino es igual de válido y efectivo que todos los demás. Sin embargo, recomendamos que únicamente opten por esta vía a quienes lleven ya unos meses preparándose o ya se hayan presentado a otras convocatorias.
  • Academias: posiblemente se trate de la opción más completa, ya que contaremos con toda la ayuda que podamos necesitar. Temario para estudiar, profesores para plantear nuestras dudas, compañeros con los que mejorar poco a poco… Si no tienes experiencia preparando oposiciones, quizá sea la mejor opción para empezar.
  • Preparadores: recurrir a un preparador nos permite contar con una atención individualizada, lo cual puede ser de gran ayuda durante todo el proceso de preparación. Suelen ser una buena opción para personas con dificultades de horario para acudir a una academia o que buscan un trato todavía más cercano.

Consejos para estudiar las oposiciones de Infantil y Primaria

Suele decirse que cada maestrillo tiene su librillo. Sin embargo, lo cierto es que existen ciertos consejos que todo el mundo debería seguir para la preparación de oposiciones. Porque se trata de un estudio a largo plazo y lo que más cuenta será el esfuerzo y la constancia, por encima de todo lo demás. Por ello, es importante tener en cuenta los siguientes aspectos:

  • Organización: es el punto más importante para tener éxito en nuestra preparación. Debemos tener todo bajo control: qué estudiar cada día, cuántas horas dedicar al temario, objetivos semanales, progreso… Solo así podremos ser constantes a largo plazo.
  • Descansos: en la organización también debemos dejar cierto tiempo para el descanso, como sucede con cualquier otra actividad. Planifica al menos un día apartado de los libros a la semana, ya que si no desconectas acabarás por saturar y la motivación caerá en picado.
  • Simulacros de examen: deberás realizar simulacros de examen para conocer tus puntos débiles y fuertes. Esto te permitirá conocerte mejor y estar preparado para los momentos más estresantes que tendrás que vivir. Además, así podrás medir tu progresión con el paso del tiempo.

Por otro lado, también es importante no cometer ciertos errores que suelen ser bastante habituales a la hora de estudiar oposiciones. Uno de ellos es creer que la meta es aprobar, algo que no debería ser así si nuestra meta es conseguir una plaza. No buscar ayuda también suele ser otro error común en la preparación de oposiciones, así como no contar con un plan detallado para organizar nuestro estudio.